viernes, mayo 23, 2014

Gemidos


Sientes el leve suspiro que sale de mis labios
mientras saborean el néctar de tus pechos
y galopan al abrigo de tu piel
hasta sumergirse en tanta carne viva.

Anoche, después de meditar…
volamos juntos al espacio
y ahí…
en ese pedazo de vacío casi virgen
y en contra de las leyes de la física

se escucharon tus gemidos...

miércoles, abril 10, 2013

Déjà vu



Los días pasan y el silencio los envuelve.
El mutismo forzado por la impotencia expandida
los hace caminar lentos por un sendero de ausencias.
Tropiezan con lo visible y
esquivan lo intangible.
Sus ojos llevan un velo ennegrecido por las frustraciones.
No se sienten como quieren ser
y asumen ser quien no siente que son.

ella, se calza de espinas para andar más rápido.
él, se arropa sin telas para no sentir frío.
ella, se baña con lodo para limpiar su roña,
él, se duerme con drogas para permanecer despierto...
ambos, buscan en la esperanza y 
solo encuentran desatinos.

Los días pasan y lo verde se marchita,
lo cultivable se vuelve árido,
lo claro se enturbia, lo rápido se  languidece.
lo gracioso ya no hace reír.
lo insignificante se agiganta,
lo normal deja de serlo,
lo cotidiano se vuelve una amenaza,
Y mientras llega lo que no ha llegado…
El reloj se detiene.

Y ante un nuevo Déjà vu
La puerta de emergencia ha sido cerrada.
hay brújulas de sobra, para retomar el camino.

Como dice un viejo proverbio
Si el plan 1 no procuró resultados,
no se venzan, no renuncien
infinitos dígitos más hay en los números enteros.
Y mientras llega lo que no ha llegado…
El reloj continúa su marcha.





viernes, diciembre 21, 2012

NocheBuena



Se acerca nuestra tercera Nochebuena,
buena, como casi todas las noches a tu lado,
será hermosa como tú,
será cálida como tu aliento,
y profunda como tu fragancia.

Cenaremos de un exquisito menú
que entre ambos habremos adobado,
beberemos de un excelente vino,
y después…

… Esta nochebuena será más especial
que las anteriores,
y estoy seguro que viviremos,
un inmenso insomnio,
sin pesadillas ni malos pensamientos.


Nuestras sabanas escoltarán mi desvelo.

Tus olores me abrazarán con lujuria.

nuestra cama y yo compartiremos tu presencia

que deambulará desde el tierno eco

que dejarán tus ayes y gemidos.


Tu mirada me implora
otra hazaña, otra, otra…

No podré dormir

compartiendo contigo nuestro inventario de placeres,
Esos que a pesar del tiempo juntos,
no decrecen, no desvanecen, no se pierden,
y estoy seguro que me darás unos nuevos…

que renacerán para quedarse,
consolidando nuestra historia.


Tus sabores se impregnarán en mi barba.

tu piel se fundirá con la mía.

Y todas las noches de los siguientes días a tu lado
serán más que buenas,
más que noches,
más que vida.

No podremos dormir

porque nuestros cuerpos temblarán,

desde lo más profundo del insomnio,
y harás agua mi boca con tus aguas

y mi esencia dormirá sobre tus pechos.


Será la mejor de las noches
La mejor nochebuena
y créeme, el insomnio será muy navideño.


FELIZ NAVIDAD AMOR.

sábado, diciembre 08, 2012

Un simple y sencillo poema.



Hoy tengo la necesidad
de escribirte un poema alegre.

Un poema que nos salve,

un poema diferente,

un poema sin las grandes palabras rebuscadas
ni las simples metáforas de ensueños.

Un poema sin sublimes erotismos,
sin ayes ni gemidos,

sin orgasmos bien gritados,
sin fantasías reprimidas,
sin el menor asomo de lujuria.


Hoy necesito escribirte
un poema redimido,
que no asuste y que resuma lo vivido,

que vocifere a viva voz lo que sentimos,

que le enseñe al mundo
la historia que tú y yo hemos construido.

Un poema
que agradezca a la vida este regalo,

que bendiga el día en que llegaste,
y que haga eterno el tiempo de tenerte.


Un poema
que santifique nuestros besos,

que glorifique nuestros roces,

que magnifique la alegría.
  
Un poema
incomparable,

exclusivo,

único,

irrepetible,

espontaneo,

infinito,

que borre todo desatino,
que quite los momentos errantes,
 que esquive los disgustos vividos,
y que nos de la inteligencia,
para seguir victoriosos el camino.

Hoy tengo la necesidad urgente 
de gritarte que te amo.

viernes, noviembre 23, 2012

Contigo



El tiempo es oro. Y no tengo dudas, porque tú más que nadie sabes cuánto han brillado para mí estos casi 108,864,000 segundos que he estado a tu lado. 
Este tiempo de disfrutar de un amor sin condiciones, sin quebrantos, sin dolores, sin dudas y mucho menos, competencias absurdas.
Este tiempo en que nos hemos dado cuenta que más vale lo que se tiene, que lo que se quiere tener y no se puede.
Créeme que me faltan palabras para describir estas 30,240 horas de alegría compartiendo tu sonrisa, inyectándome de tu juventud, de tu nobleza y de tus ganas de amar. Compartiendo tus ojos, tus manos, tus caricias, tus virtudes, tus defectos, tu café, tus obsesiones, tus buen gusto, tus pasiones. Compartiendo lo bueno y lo malo. Porque no somos perfectos, y en una relación se comparte todo. 
A tu lado, estos 1,260 días  me han enseñado que el amor existe a pesar de las limitaciones, a pesar de lo externo, que se empeña en frenar sin éxito lo que estamos construyendo, a pesar de los incrédulos que se aferran en creer que el amor sincero y maduro es solo un sentimiento que existe en las telenovelas. A pesar de la envidias, de los tropezones, de lo difícil que es una vida real y no la fantasía. 
Sin ti, estos 42 meses hubieran sido el ocaso de mis días. Y no porque quiera maximizarte, ni endiosarte, ni mucho menos hacértelo creer. Simplemente sin ti, el tiempo no fuera lo mismo...

Contigo el tiempo
fluye en todos los sentidos.
No borra con olvidos
porque no hay nada que borrar.
(Más que los defectos tolerables
que forman parte de nosotros
y hasta los intolerables que no se pueden quitar).

Contigo el tiempo
hace infinitos los sucesos.
Es como si viajáramos a velocidades
cercanas a la velocidad de la luz.

Contigo el tiempo
no hace relaciones perfectas,
pero sí convivibles y duraderas.

Contigo el tiempo
no admite conceptos relativos
porque el tenerte
hace que el tiempo
haga absoluto a lo vivido
y a lo que nos falta por vivir.

Maldigo el tiempo que no estuve a tu lado, 
viviendo como un naufrago en el tiempo,
aunque le agradezco el haberme preparado
para amarte mejor.

sábado, octubre 27, 2012

Noche de Brujas II



La lluvia azotó de una manera diferente 
en esta noche de brujas. 
No hubo gritos de terror, 
ni sillones balanceándose solos en la noche, 
ni fantasmas volando sobre tumbas. 

Nadie se disfrazó, 
ni hubo telarañas colgadas en la entrada. 
Fue una noche diferente. 

Una puerta se cerró 
y se abrió el telón de un torrente de pasiones desmedidas. 
La brisa de la noche nos envolvió 
en sus misterios y quedamos hechizados.  

Un río creció y desbordó sus aguas 
en un monte fértil y sediento. 
Una lanza surcó en la obscuridad de tu universo 
y la tierra tembló cuando desde tu epicentro 
el magma hervía buscando una salida. 

Nuestros cuerpos temblaron al unísono 
y entonces...
fue cuando se escucharon 
gritos de placer, 
un sillón se balanceó sólo en la noche, 
los fantasmas salieron danzando un baile tántrico,
y las arañas corrieron a tejer sus telas en la entrada. 

Fue nuestra noche de brujas.

miércoles, octubre 24, 2012

Para Vivir un Gran Amor.

Hoy quiero colgar en nuestro blog un poema de Vinicius de Moraes. He marcado en negrita algunos versos y hasta estrofas, porque cuánto hay de cierto en muchas cosas que escribió en este poema. ¿Cuántos errores hemos cometido a lo largo de la vida? Aquí se los dejo. Es una gran cátedra, aunque pueda haberse quedado corto tal vez.


PARA VIVIR UN GRAN AMOR.

Para vivir un gran amor se necesita 
mucha concentración y mucho tino, 
mucha seriedad y poca risa... 
para vivir un gran amor.


Para vivir un gran amor es menester
ser hombre de una sola mujer;
pues serlo de muchas, pucha !

es cosa fácil... no tiene ningún mérito.

Para vivir un gran amor, primero es preciso
consagrarse caballero 
y entregarse a su dama por entero, 
sea como fuere. Hay que convertir 

el cuerpo en una morada donde 
se enclaustre a la mujer amada, y luego
apostarse afuera con una espada...

para vivir un gran amor.


Para vivir un gran amor es urgente,
descartarse al máximo de la gente,

pues en general la gente envidia
el amor profundamente.

Hay que cortar con grupos y boites,
pasar de largo ante los café-societies
y de todas sus tristes marionetas...
para vivir un gran amor.


Para vivir un gran amor, les digo, 
se necesita mucha atención con el "mejor amigo", 

que por andar solo se les puede pegar 
hasta frustrar el gran amor.

Se necesita muchísimo cuidado 
con aquellos que no estén apasionados,
pues quien no lo está se halla siempre 
dispuesto a perturbar el gran amor.


Para vivir un gran amor, en realidad,
hay que compenetrarse de la certidumbre

de que no existe amor sin fidelidad...

para vivir un gran amor. Pues quien traiciona

su amor por vanidad desconoce la libertad,
esa inmensa, innombrable libertad 
que supone un solo amor.


Para vivir un gran amor, il faut además
de ser fiel, ser buen conocedor del

yudo y del arte culinario...

para vivir un gran amor.


Para vivir un gran amor perfecto
no basta ser apenas buen sujeto;
es necesario también tener grandes
pectorales, pectorales de remero.


Es preciso mirar siempre a la persona amada 
como a la primer enamorada 

y a su propia viuda también, 
ya amortajada en su amor muerto.


Es muy necesario haber previsto
un crédito de rosas del florista... 

mayor, mucho mayor que el de la modista !!

para complacer al gran amor.


Pues lo único que el gran amor quiere
es amor, amor, sin medida;

además un tutuzinho con panceta 
hace ganar puntos...

Se ganan puntos sabiendo preparar cositas:
huevos fritos, camarones, sopitas, salsas,

strogonoffs; comiditas para después del amor.

¿Y qué mejor que ir a la cocina

y preparar con amor una gallina
con una rica y sabrosa
farofinha para su gran amor?


Para vivir un gran amor es muy, 

muy importante vivir siempre juntos
y hasta ser, en lo posible, un solo difunto, 
para no morir de dolor.


Es necesario cuidar permanentemente, 

no sólo el cuerpo sino también la mente,
pues la amada acusa cualquier mezquindad 
y el amor se enfría un poco.


Hay que ser cortés sin cortesía;

dulce y conciliador sin cobardía;
saber ganar dinero con poesía...

para vivir un gran amor.


Es necesario saber tomar whisky,
no arriesgarse nunca con el mal bebedor!!

y ser impermeable a las habladurías,
con las que el amor, no quiere saber nada.


Pero todo esto no sirve de nada
si en esta oscura y alocada selva

no se supiere hallar a la bien-amada...
para vivir un gran amor.


                          Vinicius de Moraes

martes, octubre 23, 2012

Amanece y Te espero...


Todavía no amanece, pero estoy seguro que hoy te verás muy sexy. Como también estoy seguro que te diré al verte cuando bajes a hacer el café: “Amor, qué sexy te ves hoy”.

Y no me refiero al simple hecho de ponerte cachonda o exhibir una sensual ropa de dormir, o percibir cierta picardía en tu mirada o que bajes ya totalmente maquillada y hermosa al extremo que la sensualidad te brote y te haga ver exageradamente sexy..., ¡no, no y no!

La cosa es más complicada. Hoy tu sexualidad se derramará por tus poros aunque no te  hayas ni alisado el cabello, ni lavado la boca, ni te hayas puesto ese atuendo transparente que muestra todas tus curvas. ¡No!... Lo podré oler. Me asusto solo de pensarlo.

También estoy seguro que te sonrojarás mientras te lea este poema que he escrito para ti. Incluso sentirás como la piel se te enchina con el simple y común hecho de susurrártelo al oído.

Me dirás que me has llamado con rabia cuando al abrir los ojos te diste cuenta que no estaba a tu lado, e imaginaste como posaba mis labios en tus mejillas para decirte un “buenos días”. Que bajaste a buscarme y el rico olor de un buen banquete te anunciará que todo ya está listo y que valió la pena no verme a tu lado al despertarte.

Te emocionarás, me besarás, te contendrás unos breves minutos mientras haces el café y una vez terminado me tomarás de la mano y me invitarás a compartirlo a tu lado. Haremos nuestro rito, hablaremos de los sueños que tuvimos en la noche, y por último me pedirás que te lea por segunda vez el poema.

Y entonces, todos tus jugos se saturarán con tus deseos, brotando como roca fluida, corriendo como lágrimas de un sexo que llora porque quiere mi sexo...

La verdad hoy te sentiré extraordinaria, porque desde aquí, esperando que despiertes e imaginándote abrazada a tu almohada, escribo estos versos que al tocarte se convertirán en místicos orgasmos.

jueves, octubre 18, 2012

martes, octubre 16, 2012

Erupciones


Hace tiempo describí una Erupción y empecé así: Hoy quiero que sin estar a tu lado, puedas tocar un pedacito de cielo. Cierra los ojos y déjate llevar. Eran las épocas en la que no éramos dueños del tiempo ni del espacio. Ahora es diferente. Todo es nuestro y todo está a la breve distancia de abrir los ojos y donde no hace falta imaginar porque la acción es constante…

Hoy Recorro con la punta de mis dedos
el universo de tu cuerpo desnudo,
tratando de descubrir el punto exacto
donde estalle ese volcán que almacena tu lava,
lava que quiere emanciparse
desbordando pasiones ya no comprimidas.

Lava brava que hierve bajo esa piel
que percibe ya mi aliento
susurrando tras tu cuello
que se esfuerza para ofertar más superficie.

Mis dedos tallan señales en tus pechos,
barrenan con ternura allá en su cima
para cuando emane de tus pezones
el fuego piroclástico,
nos eleve hasta tocar un pedacito de cielo.

Y allí en la base,
justo ahí donde reposa ese lunar que bien se esconde,
descubro más temperatura,
El rocío de mi aliento se evapora,
El roce de mi lengua te estremece,
Y en la  humedad de tus recintos
Mi tallo explora sin cordura.

Tu cuerpo todo convulsiona
y un gemido se rehúsa a contenerse.

La lava busca una salida.
Y ahora Tú, toda tú,
Entras en una erupción real.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Directory Blogspot